Ads 468x60px

No tengas miedo de nada, permanece fiel hasta el fin


 
"El día 25 de marzo. Durante la meditación matutina me envolvió la presencia de Dios de modo singular, mientras reflexionaba sobre la grandeza infinita de Dios y, al mismo tiempo, sobre su condescendencia hacia la criatura. Entonces vi a la Santísima Virgen que me dijo:

Oh, cuán agradable es para Dios el alma que sigue fielmente la inspiración de su gracia. Yo di al mundo el Salvador y tu debes hablar al mundo de su gran misericordia y preparar al mundo para su segunda venida. 

Él vendrá, no como un Salvador Misericordioso, sino como un Juez Justo. Oh, qué terrible es ese día. 

Establecido está ya es el  día de la justicia, el día de la ira divina. Los ángeles tiemblan ante ese día. 

Habla a las almas de esa gran misericordia, mientras sea un el tiempo para conceder la misericordia. Si ahora tu callas, en aquel día tremendo responderás por un gran numero de almas. 

No tengas miedo de nada, permanece fiel hasta el fin, yo te acompaño con mis sentimientos."

(D. 635)

“Éste es mi Hijo, mi escogido; escúchenlo”

"Cuando contemplas en el fondo de tu corazón lo que te digo, sacas un provecho mucho mayor que si leyeras muchos libros. 

Oh, si las almas quisieran escuchar Mi voz cuando les hablo en el fondo de sus corazones, en poco tiempo llegarían a la cumbre de la santidad. " (D. 584)

¿Para quién serán todos tus bienes terrenos cuando vayas a dar cuentas a Dios?

"Oh hora terrible, en la que se nos presentaran todas nuestras obras en su completa desnudez y [miseria]; ni una de ellas se pierde, nos acompañaran fielmente hasta el juicio de Dios." (D. 426)


"Comprendo Tus palabras, Señor, y la grandeza de la misericordia que ha de resplandecer en mi alma.

Jesús: Sé, hija Mía, que lo comprendes y haces todo lo que está en tu poder, pero escríbelo para muchas almas que a veces se afligen por no tener bienes materiales, para practicar con ellos la misericordia. 

Sin embargo, el mérito mucho más grande lo tiene la misericordia espiritual que no necesita ni autorización ni granero siendo accesible a cualquier alma. 

Si el alma no practica la misericordia de alguna manera no conseguirá Mi misericordia en el día del juicio. Oh, si las almas supieran acumular los tesoros eternos, no serian juzgadas, porque su misericordia anticiparía Mi juicio." (D. 1317)

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...